valdebenito

valdebenito

jueves, 3 de agosto de 2017

Aumenta fricción entre lugareños y trabajadores de empresas del Punilla

Publicado: Jueves, 03 Agosto 2017 07:06 Escrito por Mario San Martin
Al interior de san Fabián y en la ZONA donde se construirá el embalse Punilla va en aumento los roces y conflictos

entre los lugareños y trabajadores de empresas ligadas al proyecto hidroeléctrico.

Mientras los lugareños reclaman que los trabajadores, obreros y técnicos ingresan a sus propiedades sin permiso y talan arboles nativos sin miramientos, los trabajadores alegan que están autorizados para realizan determinadas faenas en dichos predios, aumentando dia a dia los problemas al interior de San Fabián.

Este miércoles estuvo declarando en la PDI la dirigente Lorena Navarrete Sandoval, precisamente por los conflictos que se han dado entre los vecinos del lugar y los trabajadores de las faenas que se ejecutan en el área del Punilla.

Lorena visiblemente molesta abandonó las dependencias PDI y aun cuando no quiso entregar detalles de sus declaraciones reconoció que debió prestar declaraciones por dificultades que están teniendo los vecinos y que, según ella, van en aumento.

"Lamentamos informar a la opinión pública que este proyecto “ejemplar” como lo destaca el ministro Undurraga, ha realizado varios trabajos en la zona, incluso fuera del área de influencia del proyecto, trabajos que carecen de los permisos sectoriales correspondientes, por mencionar algunos; Abertura de camino vehicular para tránsito de maquinaria en el Sector de Chacayal (al sur de río Ñuble); Sondajes en zonas protegidas, Intervención del cauce del río Ñuble en varias ocasiones. Todas estas sin la autorización de los servicios correspondientes, como CONAF, SAG, DGA, Servicio de Evaluación Ambiental, entre otras.

Razón por la cual estos hechos han sido denunciados a la Superintendencia del Medio Ambiente, sin embargo esta no tiene la capacidad de fiscalización que un proyecto de esta magnitud y con esta forma de trabajo requiere.

Estas malas señales que ha dado la empresa Astaldi y el MOP, significan a la comunidad no se respetan, ni tampoco los mínimos compromisos que esta empresa debiese cumplir.

La inspección fiscal incluido la empresa asesora, Cruz y Dávila, parecieran ser parte de la empresa Astaldi más que un fiscalizador de cumplimiento de los compromisos establecidos en la RCA.

Lorena Navarrete concluyó señalando: "Como vecinos nos vemos enfrentados a una crisis social total, y nos produce un profundo desamparo en el que creemos que para el resto del país no existiésemos. Y peor aún, por prensa se informa que se hacen las cosas muy bien, desconociendo la realidad que estamos viviendo los vecinos afectados".

No hay comentarios: